fbpx
Home / Blog / Puntos ciegos al conducir: cómo evitarlos

Puntos ciegos al conducir: cómo evitarlos

angulos muertos

Los puntos ciegos son uno de los grandes enemigos de los conductores ya que cuando conducimos nuestra visión no cubre todas las direcciones. Siempre hay un ángulo muerto que no controlamos lo que supone un riesgo de accidente. 

Qué son los puntos ciegos

Los puntos ciegos o ángulos muertos son áreas situadas alrededor del vehículo que no pueden ser observadas de forma directa por el conductor.


Se generan con los postes del marco del parabrisas, postes centrales y costados superiores traseros. Estas partes de la carrocería son precisamente las que obstruyen la visualización clara del entorno al conductor. En la siguiente imagen podéis verlo de forma más clara.

angulos muertos

¿Por qué existen los ángulos muertos?

El campo de visión que aportan los espejos retrovisores queda delimitado por la línea recta que sale de nuestros ojos, se refleja en cada uno de los bordes del espejo y se extiende haci atrás. Todo lo que queda fuera de esa zona se vuelve invisible para el conductor. 

Cuanto más grande es el vehículo y cuanto peor estén ajustados los espejos retrovisores el área no visible será mayor.

Consejos para evitar los ángulos muertos

  • Ajusta correctamente los retrovisores. Deben ajustarse con el vehículo parado y en terreno llano y con el conductor colocado en su posición habitual. El retrovisor interior debe centrarse con la luneta trasera, de modo que cubra todo ese campo de visión. Los retrovisores laterales deben ajustarse justo hasta el momento en que deje de verse la carrocería del coche.
  • Gira la cabeza o mira por el rabillo del ojo con precaución para comprobar que no hay ningún vehículo. Hazlo de forma rápida y sin variar la dirección del vehículo.
  • Señaliza los movimientos con antelación. Antes de realizar cualquier maniobra, alerta con antelación al resto de usuarios señalizándolo con los intermitentes.
  • Evita situarse en el ángulo muerto. Pon especial atención al circular por rotondas y al realizar adelantamientos o cambios de carril ya que es donde más riesgo de colisión se produce por los ángulos muertos.

Actualmente, para evitar los ángulos muertos, los fabricantes ofrecen sistemas de asistencia a la conducción. Es el conocido como detector de ángulo muerto, BLIS. Su misión es identificar la presencia de vehículos en los laterales del coche y alertar al conductor con una señal acústica o luminosa en el espejo retrovisor o a través de una vibración en el volante. Si tu vehículo no dispone de este sistema en Repuestos Pagán disponemos de una amplia variedad de espejos retrovisores para ángulo ciego



Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *